Ya alguna vez había hablado de Annie Leibowitz (AmaRo: Year Of A Million Dreams), una fotógrafa gringa que tiene una estética contemporanea muy artactiva, sobre todo en lo que al retrato se refiere, sus trabajos destacan portadas de revistas, campañas publicitarias y exposiciones en solitario y colectivo en diversas galerias de EE.UU. principalmente.
El principal atractivo de las fotos de esta mujer es la escencia chic, una atmósfera sobria con la intención de que los retratos siempre sean”íntimos”… tan íntimos como la relación que la artista guardó con la crítica de arte Susan Sontag, una relación documentada en una exhibición y un libro del que Leibowitz dijo, era una manera más de superar el dolor que le producía la pérdida de una historia de amor compartida de manera sentimental e intelectual con Sontag. La premisa era, superar el miedo que tiene todo el mundo de hablar sobre la muerte… por eso ella la fotografía.

Además de las fotos que tomó para la mismísima reina Isabel II el año pasado (así es, Chabela herself le pidió que la fotografíara en Buckingham con todo y la corona y el armiño puestos), Annie realizó una serie de fotos para Louis Vuitton con el tema del viaje.

Keith Richards, Gorbachev, Sofia y Francis Ford Coppola son algunos de los fotografiados quienes, como siempre, acceden de buena lid a este tipo de proyectos, no sólo por la lana, sino por que Leibowitz echa mano de sus muchos amigos famosos como hizo con Disney en 2007 y como ha hecho desde hace muchos años, basta recordar aquella famosa foto de Lennon desnudo abrazando a Yoko, una portada de la Rolling Stone que pasó a la historia.

Advertisements