Recibí este mail hace unos días, me hizo reir mucho y pensar en lo tontos que podemos llegar a ser a veces. Creemos cosas que quién sabe quien escribe, siempre pensando en que nos irá mejor o ganaremos algo de maner fácil… Qué inocentes!
Quisiera agradecerle a todas la personas que me han mandado cadenas durante todos estos años.
Gracias a ellos:

1: Ya no tomo Coca-Cola desde que descubrí que lo usan para el sarro de los baños.
2: Ya no voy al cine porque tengo miedo de sentarme en una aguja infectada con el virus del SIDA o alguna otra marciana enfermedad.
3: Apesto porque ya no uso desodorante que me puede provocar cancer.
4: Ya no estaciono mi auto en ningún estacionamiento pues tengo miedo que me den una muestra gratis de perfume para luego violarme.
5: Ya no contesto el teléfono pues me pueden pedir burrada y media y después voy a tener un recibo infernal con llamadas a Uganda, Singapur o Tokio.
6: Ya no tomo bebidas en lata por miedo a envenenarme con orín de ratas.
7: Cuando salgo a una disco, ya no miro a nadie pues tengo miedo que me lleve a un hotel para drogarme y luego quitarme un riñón para venderlo en el mercado negro, y me dejen muerto en una hielera.
8: Trasferí todos mis ahorros a la cuenta de Amy Bruce, una pobre chiquilla que estuvo enferma más o menos 7000 veces. (qué raro que esa niña tenga siempre 8 años desde 1995).
9: Mi GSM Nokia gratis nunca llegó, ni las entradas que he ganado para vacaciones pagadas a Disneylandia, ni mi laptop.
10: Inscribí mi nombre entre otros 3000 en una petición y salvé una especie de ardillas y focas en peligro.
11: Supe 287 veces que Msn Hotmail iba a borrar mi cuenta.
12: Acumulé 3800 años de mala suerte (más o menos) y he muerto 107 veces por todas las cadenas que no reenvíe a 8772 personas. No se cuando terminaré de pagarlos.
13: Debería tener no se cuantos recibos pues desde el 1° d agosto el messenger no es gratis.
14: Estuve enviando ese correo para que presionara f6 o f8 al final de enviarlo y el nombre de la persona que me ama iba a aparecer en letras grandotas y solo logre fregar el teclado.
15: No acepté ni abrí ningun correo en este último mes por temor de que me entre un virus infernal que destruya la memoria cero de mi disco duro (como si eso existiera), y gasté más de $50.000 en limpieza de virus de mi PC.
16: Intenté 87 veces que mi ícono del messenger se volviera azul (cosa q nunca paso).
17: Dejé de comer pollo y hamburguesas porque no son más que carne de engendros horripilantes sin ojos ni plumas, cultivados en un laboratorio.
18: Tampoco fui más a McDonald’s para no comer hamburguesas hechas con (además de la carne del punto anterior) una especie de lombrices mutantes.
19: No compro leche en envases tetrapack, pues no se cuantas veces ha sido reciclada.
20: Ya no saco dinero de los cajeros porque me pueden poner una pantalla falsa que me hace creer que se tragó la tarjeta y después me vacían la cuenta.
21: No recibí los 10’000,000 de dólares, ni el Ferrari, ni el fin de semana de sexo desenfrenado con Pamela Anderson (las 3 cosas que pedí como deseo después de mandar a 10 personas el Mantra Mágico enviado por el mismísimo Dalai Lama).
22: Me quedé esperando la respuesta de quién era el amor de mi vida.
Enjoy!
Advertisements